viernes, 12 de octubre de 2012

postheadericon Crítica cinematográfica: Un lugar donde quedarse



Recientemente la gran actriz Meryl Streep hizo todo lo posible, y lo imposible, por levantar el terrible biopic de Margaret Thatcher, y en gran medida lo consiguió. Su interpretación es soberbia, incluso siendo un rostro tan conocido como es, Streep se nos desdibuja completamente y aparece ante nosotros única y exclusivamente la dama de hierro. A pesar de los capitales errores de dirección y desarrollo, por lo menos siempre tenemos a la excelente actriz dándolo todo, y resulta tan absorbente que gracias a ella la película se puede ver hasta el final. Algo muy parecido es lo que nos encontramos en Un lugar donde quedarse solo que la película no es ni por asomo tan mala ni la interpretación de Sean Penn tan magistral, pero sí es cierto que sin la ingeniosa configuración que lleva a cabo el actor la película se desinflaría por completo.

Cheyenne es una viaja gloria de rock retirada. Su aspecto es estrafalario, con los labios y las uñas pintados, el rostro pálido y los largos cabellos alborotados. Vive en una gran casa con su mujer, completamente aburrido de la rutina y de su propia dejadez. Hasta que un día recibe la noticia de que su padre ha muerto. Regresa a Estados Unidos y allí descubre que su difunto progenitor estaba persiguiendo a un criminal nazi que aún andaba suelto y que le torturó durante la Segunda Guerra Mundial. Cheyenne, sin tener ni idea de cómo debe actuar un investigador, se pondrá manos a la obra para terminar lo que su padre comenzó.


El director Paolo Sorrentino tiene unos cuantos títulos en su filmografía, y en Un lugar donde quedarse demuestra en varias ocasiones sus habilidades, consiguiendo algunas escenas realmente muy interesantes. La actuación de Sean Penn es muy buena, el personaje es estrambótico y permite un fácil lucimiento del actor. Uniendo el talento de director y actor conseguimos encontrar algunos aciertos en el film, pero estos son eclipsados por los múltiples fallos que encontramos en la película. La acción arranca pasada la media hora, y esta presentación del personaje se hace larga e incluso llega a rozar el aburrimiento, e incluso cuando arranca la historia se desarrolla de una forma errática y torpe durante toda la película. Tratan de alejarse de la trama lineal para ir contando mediante pinceladas sueltas diferentes anécdotas que el personaje va viviendo, pero tampoco funciona, Cheyenne no es tan carismático como podría parecer, y una película no se puede sustentar en un actor interpretando un personaje extraño.

En breve Cameo pondrá a la venta sus ediciones en DVD y Blu-ray de Un lugar donde quedarse y, aunque no trae ningún extra aparte del trailer, tanto imagen como sonido están perfectamente cuidados, lo cual nos permite disfrutar de otro de los aciertos de la película: su fotografía. El subtitulado está algo descuidado, pero igualmente merece la pena visionar la película en su versión original para apreciar en todo su esplendor de la interpretación de Sean Penn.

0 Comentarios:

ÚLTIMO PROGRAMA

Aquí tenéis el último podcast, el cual fue emitido el pasado lunes en la 89.6 FM en Radio Betis, si vives en Sevilla o por streaming en http://www.realbetisbalompie.es/multimedia

Síguenos!

Últimas reseñas

nombre-imagen nombre-imagen
nombre-imagen